miércoles, 30 de octubre de 2013

La era de Drácula: vampiros al poder

Estos días me han acompañado los vampiros más brutales
como parte de la lectura conjunta del mes de octubre: Orgía Paranormal.
Ha sido un viaje atípico, pero muy interesante.


LA ERA DE DRÁCULA - KIM NEWMAN - 314 páginas - editorial Alamut - año de publicación 2010 en español, 1992 en inglés como Anno Dracula - tapa flexible con solapas - género terror vampírico historia alternativa 

Con una de esas portadas deslumbrantes típicas de Alejandro Colucci, esta novela cayó en mis manos hace un par de años. No ha sido hasta ahora, durante la lectura conjunta Orgía paranormal en octubre, que he podido por fin degustar su grotesco, originalísimo e inteligente bouquet sólo apto para los paladares más sibaritas.

Yo diría que es un vino de pausada degustación. Al principio, se nota denso y caótico, pero a medida que el mundo creado por Newman a partir de la obra de Bram Stoker va solidificándose en la mente sorprendida del lector, la trama se torna tan adictiva como bien orquestada.

Van Helsing y compañía fracasaron. Bram Stoker contó acontecimientos reales, pero falló en el intento de erradicar la plaga vampírica. Ahora, en un mundo que propone una historia alternativa, Londres es víctima de una nueva moda: los aristócratas ansían la inmortalidad. Drácula reina supremo como consorte junto a una rejuvenecida Victoria. Su casta se vierte en las casas de más rancio abolengo y el gobierno ejecuta a los rebeldes con empalamientos sumarísimos. Sin embargo, el poder de la sangre sufre reveses que no se habían anticipado. Otra casta de vampiros, descendientes de inmortales distintos a Drácula, campa libre por Inglaterra. A sus ojos, los hijos del transilvano son portadores de terribles lacras. En los barrios más sórdidos de Londres, la prostitución toma un cariz aún más lóbrego. Sexo y conversión por un módico precio. A menos que el temido Cuchillo de Plata te encuentre en un rincón, te destripe y acabe con la promesa de vida eterna sobre los fríos adoquines.

Desde luego, me ha asombrado el intrincado tapiz que teje Newman mediante la política xenófoba de inmortales y cálidos, el club Diógenes a la sombra de la conspiración, el infame Jack el destripador haciendo de las suyas con un giro adaptado a las circunstancias, y la reflexión casi realista sobre las consecuencias de una hegemonía vampírica. Hay multitud de personajes que reflejan cada una de estas posiciones morales y políticas. Además, surgen menciones más o menos protagonistas de elementos que ya reconocemos como Jeckyll, Seward, Lucy, Renfield, Mina, o las omnipresentes calles de Londres, como Whitechapel. Mientras la investigación criminal guía los pasos de la vampira Genevieve y el enviado del club Beauregard, somos testigos de la crueldad física y psicológica que está devorando la ciudad. Asesinatos cruentos, niñas cuya sangre es vendida en la calle, mercenarios sobrenaturales, enfermedades y deformidades que afectan a los conversos. En mi opinión, ha sido una lectura formidable dentro del género, a la que suma un toque de sátira política y humana de enorme potencial. Y ese final es pura dinamita.

Web del Autor


Y mis arrebatadores, ¿qué pensáis? ¿Os siguen seduciendo los vampiros?

Babel con dientes de repuesto.

13 comentarios:

Espe dijo...

A mi me sigue gustando leer sobre vampiros así que este libro no lo descarto.
Un beso

Silvia Gual dijo...

Tiene buena pinta la verdad, pero tuve una sobredosis de vampiros y ahora prefiero otras cosas, pero no lo descarto XD

Paqui Martinez dijo...

Los chupasangres y todo su mundo, desde los malos malotes hasta los romanticones empedernidos, siempre me han llamado la atención así que no descarto que en un futuro me lea este libro XD

Besitos ^^

Vir dijo...

Los libros sobre vampiros siempre me han gustado, pero los juveniles esos que no dan miedito xDD Aunque me he propuesto leer Drácula alguna vez en mi vida :P

Un beso!

Nina dijo...

es un tema propicio para este halloween! no se ve nada mal

Pinkiland dijo...

No sé, no creo leerlo, la verdad...
Besos cielo!

Freyja Valkyria dijo...

Ya sabes que estos libros no son lo mio, pero veo la palabra Drácula y se me van los ojos igual que tras un highlander jajajajaja
Me lo apunto ^^

Un besote guapa!!

Aglaia Callia dijo...

Leo poco acerca de vampiros, el Drácula de Stoker es increíble, así que voy a tener esta historia presente si parte de allí.

Besos.

Oly dijo...

Siempre me ha llamado mucho este libro... A ver si puedo leerlo pronto :D
Buena reseña, como siempre
Besos

Carmen Forján dijo...

Me quedo, Babel, con el Drácula original. Las secuelas no me resultan atractivas...
Un beso-mordisco,

Margari dijo...

Hago como Carmen y me quedo con el Drácula original, que este libro no me termina de llamar.
Besotes!!!

Shorby dijo...

Me pirran los vampiros y el género de terror en general, pero este libro no me llama la atención mucho...

Besotes

MyuMyu dijo...

No conocía el libro y me echa un poco para atrás eso de que pueda comenzar un poco lento, pero con eso del final me tienes ganada. Me encantan los finales explosivos :D
¡Un besito!